Alberic está inmersa en sus fiestas de San Llorenç Màrtir

Alberic está inmersa en sus fiestas de San Llorenç Màrtir y lo hace a través de una múltiple oferta cultural y religiosa que ha vuelto a provocar la salida de los vecinos y vecinas a la calle. Domingo pasado día 2 de agosto empezaron los actos con el concierto de la Banda Unió Musical de Alberic en el Parc de la Glorieta, con la dirección de Daniel Ferrero Silvaje. Justo después, en la Plaça de Portugal, tuvo lugar la primera de las películas que se proyectaron a través del Cine d’estiu a las 22:30 horas, los vecinos de esta población de la ribera alta pudieron disfrutar de la exitosa película española “8 apellidos vascos”, sin duda alguna fue un fin de semana de gran actividad cultural de la que los vecinos de Alberic disfrutaron al máximo. Para el 8 de agosto se ha reservado la Nit del Meló, que tendrá lugar en la Plaça de la Constitució. A las 21 horas se celebrará la muestra de “fanalets” y después una cena popular que valdrá tres euros. En la medianoche será el turno para el reparto de las sandías. El 9 de agosto se podrá presenciar la segunda película del cine de verano con la proyección de “Big Hero 6”. Por último, para el 10 de agosto se ha reservado la festividad del patrón de la localidad. En la parroquia de Sant Llorenç tendrá lugar a las 19:30 horas una solemne misa y después una procesión por diferentes calles del municipio. El Cine d’Estiu continuará con tres citas más, el 23 y 30 de agosto y el 6 de septiembre. El primer día se podrá ver “Los Pingüinos” en la Plaça 25 d’abril, mientras el segundo se proyectará “Noé”, en La Glorieta. Ya en septiembre se pasará “Las tortugas ninja” en el Parque Milagrosa. Todas las sesiones a las 22:30 horas. Como ven en la localidad de Alberic no paran de hacer actividades para que sus vecinos disfruten de un maravilloso verano con sus tradiciones. No podemos dejar de nombrar otra fiesta que ha tenido lugar en uno de sus barrios y que ha atraído una gran fluencia de gente, ha sido la fiesta tradicional del barrio de Santa Ana, donde no pudo faltar la cena popular, la visita a los más mayores del barrio entre otras actividades que hicieron las delicias de sus festeros que durante todo el año trabajaron duro para poder seguir con su tradición, consiguiendo que un año más fuera un éxito y que todo el mundo lo pudiera vivir con la máxima alegría reviviendo tradiciones de años atrás.