Mislata mantendrá el servicio de comedor estas navidades para los niños con menos recursos

El comedor escolar preparado para NavidadEl comedor escolar preparado para Navidad

El alcalde de Mislata, Carlos Fernández Bielsa, como viene haciendo desde hace años cuando llegan las vacaciones de verano, Pascua y Navidad, ha anunciado que volverá a abrir el colegio Almassil en las próximas fechas navideñas para ofrecer actividades extraescolares y servicio de comedor gratuito a cerca de 200 niños y niñas sin recursos de Mislata. Desde el Consistorio aseguran que las vacaciones de Navidad “suponen 15 días de descanso para los más pequeños de la casa, dos semanas en las que olvidan su rutina diaria en el colegio para disfrutar de las fiestas navideñas”. Sin embargo, señalan, “para muchos niños y niñas de Mislata, el cierre de los colegios puede suponer otro tipo de alteraciones en sus rutinas, como por ejemplo en su alimentación, al interrumpirse también el servicio de comedor“.

El servicio se prestará durante los días 23, 24, 28, 29, 30 y 31 de diciembre y 4 y 5 de enero, de 12.00  a 15.oo horas, y se ofrecerá a los escolares de Educación Infantil y Primaria de Mislata que durante el curso disfrutan de la beca municipal de comedor, es decir, aquellos cuyas familias atraviesan mayores dificultades económicas. El departamento de Servicios Sociales del Ayuntamiento enviará hoy una carta a todas estas familias anunciándoles la puesta en marcha del programa, para que si quieren soliciten su plaza.

“El proyecto seguirá la misma filosofía que las últimas veces, integrando el comedor social en una actividad más amplia, de manera que para los niños será como ir a cualquier escuela extraescolar de Navidad”, explica Bielsa. La idea es que además de garantizarles las tres comidas al día, los más pequeños disfruten de las horas previas a la comida jugando con sus compañeros y participando en diferentes actividades de animación supervisadas por monitores especializados. El servicio incluirá tres comidas al día, ya que además del menú que se servirá en el comedor, los niños se llevarán a casa una bolsa con la merienda y otra para el desayuno del día siguiente.