Municipios de l’Horta destinarán 12.4 millones del PIFS para 176 proyectos

renuncia, Diputado responsable de Cooperación Municipal, Emili Altur.El diputado de Cooperación Municipal, Emili Altur

La Diputación de Valencia ha aprobado financiar con un total de 12.491.547 euros los 176 proyectos de obras presentados por los ayuntamientos de l’Horta Oest a la convocatoria del Plan de Inversiones Sostenibles (PIFS) 2015 de la corporación valenciana. La inversión supondrá, además, la conservación y/o el mantenimiento de 434 puestos de trabajo en la comarca, según las previsiones.

Entre los proyectos que se van a ejecutar gracias a la subvención de la Diputación del plan de inversiones se encuentran  la creación de una rotonda en Alaquàs, la mejora del aparcamiento del polideportivo de Aldaia, la reforma de la Plaza de España de Manises y la rehabilitación de vestuarios instalaciones y zonas exteriores de la piscina de verano de Mislata. Además, Paterna repondrá el césped del campo de fútbol, Picanya remodelará los aparcamientos del polideportivo y la zona pinada, Quart de Poblet creará un parque recreativo y Xirivella adecuará el bloque anexo a la escuela para adultos.

El PIFS, impulsado por primera vez este año, cuenta con un presupuesto global de 71,2 millones de euros y tiene el objetivo de “apostar por el bienestar de las personas, por la autonomía de los municipios para decidir en qué invertir las subvenciones de la Diputación y, además, por el mantenimiento o creación de unos 2.500 puestos de trabajo en total a raíz de la ejecución de obras que implica”, ha explicado el diputado responsable de Cooperación Municipal, Emili Altur.

Altur ha destacado al respecto que “los diputados somos una herramienta y un medio para hacer política local y siempre dar libertad a aquellos que verdaderamente conocen las necesidades de cada municipio, como son los alcaldes y alcaldesas”.

El programa, pues, “abre un nuevo camino en los planes de inversiones de la corporación, en el que los principales criterios para su ejecución son la vocación municipalista, el respeto a la autonomía local y el reparto objetivo de las ayudas”, ha insistido.

Inversión global

El presupuesto total del PIFS se distribuye entre todos los pueblos de las comarcas valencianas, siguiendo un criterio poblacional, lo que supone una inversión de 35,88 euros por habitante para un total de 2.548.898 ciudadanos y la creación y/o el mantenimiento de 35 empleos, por millón de euros invertido en cada población.

Además, la corporación ha previsto una inversión mínima y fija de 50.000 euros por pueblo, en los 118 municipios existentes con menos de 1.500 habitantes, y un total de 5.000.000 euros para las pedanías de Valencia.