(101-74) El arsenal ‘taronja’ se impone al revólver del Ostende

El Valencia Basket debutó en el Last32 de la Eurocup con una contundente victoria frente al Telenet Oostende que coloca a los de Perasovic líderes de su grupo tras la primera jornada. El arsenal ofensivo de los ‘taronja’ fue demasiado para el conjunto belga, que vivió casi exclusivamente de los 21 puntos de Ryan Thompson. Dubljevic, lideró la oleada local con 18 puntos.

Mientras que el Valencia Basket repartía su anotación entre su quinteto inicial, el conjunto belga se encomendaba a un inspirado Boukichou que logró los primeros seis puntos de los visitantes. Los de Perasovic sabían que en el debut en el Last32 no había que hacer ninguna concesión, más conociendo la victoria de Unics Kazan en Polonia, y salieron con una defensa a toda pista que surtió efecto en cuanto los belgas notaron el bajón físico (7-6, min. 3).

Algo que no tardó demasiado en ocurrir. El empuje de Ryan Thompson era contrarrestado por las suspensiones de Doellman, la intensidad de Sato y un ritmo de juego superior al belga que abrió la primera brecha del encuentro tras un parcial de 8-0 (20-12, min. 8). A pesar de que los valencianos no acababan de dar ese paso adelante en defensa, el toma y daca les beneficiaba por su mayor calidad, reflejada en la superioridad de Dubljevic en la pintura. Mientras un equipo tenía todo un arsenal, el otro solo tenía un revólver (26-19, min. 10).

Para que el Oostende tuviese alguna opción de victoria debía cambiar ese alto, y al mismo tiempo plácido, compás que el Valencia Basket estaba plasmando sobre la cancha. Lo intentó con una defensa fuerte, pero el trío arbitral estaba menos permisivo de lo habitual en Eurocup y al llegar pronto a bonus todo esfuerzo fue en vano: precisamente, lo que le ocurrió a los locales frente al Real Madrid era lo que machacaba a los belgas ahora (33-22, min. 13).

Además, los de Dario Gjergja se habían olvidado también de atacar sin su estrella americana. A base de rebote defensivo y robos de balón, los contraataques locales fluían con demasiada facilidad. Para colmo de males, una antideportiva de Wilkinson culminada en el siguiente ataque por un triple de Barton acabó por denostar a los belgas (42-24, min. 14). A pesar del disgusto de Perasovic, sus pupilos bajaron el pistón antes del parón aunque como siempre llegó al rescate la línea de tres puntos (54-39, min. 20).

Nada cambió tras el tiempo de asueto. Brent Wright intentaba aportar algo de intensidad a los suyos, pero la defensa carecía de toda ella (62-44, min. 23). El Valencia Basket se permitió el lujo de hacer terapia con Juanjo Triguero, muy apagado en la primeros 20 minutos, pero que se rebeló tras el descanso al igual que Van Rossom, algo atenazado por tener que demostrar su nivel ante sus compatriotas.

La soledad de Thompson en el Telenet Oostende era absoluta y solo cuando estaba en el banquillo sus compañeros se ponían las pilas (73-57, min. 28). Precisamente, esa fue una buena solución en ataque para los visitantes junta a la relajación de los ‘taronja’. De todas manera, el choque estaba bajo control y lo único que preocupaba era que el alto nivel físico se cobrara más lesiones (77-61, min. 30).

Conscientes de que el basketaverage en esta fase importa más que nunca, el Valencia no aflojó el listón ofensivo. Doellman maquilló sus números al aprovechar los merecidos minutos de descanso de Dubljevic y la renta creció para permitir alcanzar el liderato en la primera jornada (95-70, min. 36). Lo que viene siendo un partido en La Fonteta este año, vamos (101-74, min. 40).

FICHA TÉCNICA

101.- Valencia Basket (26+28+23+24): Van Rossom (9), Rafa Martínez (9), Sato (14), Doellman (17), Triguero (11) -cinco titular- Ribas (11), Dubljevic (18), Lafayette (3), Abia (-) y Barton (9).

74.- Telenet Ostende (19+20+22+13): Djordjevic (8), Salumu (5), Thompson (21), Gillet (2), Boukichou (12) -cinco titular- Echenique (-), Marnegrave (6), Petrovic (-), Wilkinson (8), Ponitka (-), y Wright (12).

Árbitros: Sahin (ITA), Kalpakas (SWE) y Radokovic (CRO). Sin eliminados.

Incidencias: primer partido de la segunda fase de la Eurocopa disputado en el pabellón de la Fuente de San Luis ante 6.800 espectadores.