El dilema del tercer portero del Levante

A pesar de que todavía restan dos meses de competición. La dirección deportiva granota ya se ha puesto manos a la obra para planificar la plantilla de cara al año que viene. El Levante está cerca de cerrar renovaciones como la de Nabil El Zhar. Pero lo que parece claro es que este verano habrán movimientos en la portería.

A día de hoy el club granota cuenta con tres cancerberos en el primer equipo: Keylor Navas, Javi Jiménez y Leandro, este último está a caballo entre el filial y la primera plantilla. El cuerpo técnico recomendó su fichaje, querían tener un tercer guardameta más veterano. Ángel Ovejero tan solo tenía 19 años y Pablo Coronado no convenció a Luis Llopis, entrenador de porteros del Levante, en la pretemporada.

Así pues, Leandro Montagud llegó para ejercer de primer portero del filial y tercero del Levante. Pero el año que viene, el meta valenciano ya no será sub-25. La liga no permite que un portero de veinticinco años o más pueda jugar en el primer equipo con ficha filial y viceversa.

Por lo que la entidad de Orriols deberá decidir que hacer con la portería de cara al año que viene. Pueden escoger la opción, aunque parece poco probable, de quedarse con Leandro solo como tercer portero del primer equipo. Confiar en Ángel Ovejero para que sea primer portero del filial y tercero del Levante. O por último, firmar a un nuevo portero que cumpla la función de Montagud: jugar en el cuadro de José Gómez y unirse esporádicamente a la disciplina de Caparrós.

Todo ello contando con que Keylor Navas continuará en la entidad. Como es obvio, si el costarricense termina marchándose, la dirección deportiva deberá firmar a un nuevo guardameta que complemente a Javi Jiménez.