La economía valenciana mejora su suspenso

Los economistas valencianos han puntuado la economía de su comunidad con un 3,13 sobre 10, en esta ocasión supera los tres puntos, situación que no se repetía desde junio de 2011. Mientras, la economía española roza el 4, con un 4,95, la nota más alta en los cinco años de vida de esta encuesta.

IMG_0774Éstas son algunas de las conclusiones de una edición especial de ‘Los economistas opinan’ elaborado por el Consejo de Colegios de Economistas de la Comunidad Valenciana (COEVA) y que se ha presentado esta mañana en el certamen Forinvest, en Feria Valencia.

 

Pymes valencianas, perjudicadas por la desaparición de las cajas

La situación de las empresas es peor desde la desaparición de las cajas de ahorro y entidades financieras locales para casi dos tercios de los encuestados, mientras que menos del 10% de los economistas opinan que esta reestructuración del sector financiero ha favorecido a las empresas de la región.

Ante esta pérdida de poder de las cajas y las dificultades de las pymes para acceder a la financiación, los economistas ven la concesión de préstamos directos concedidos por organismos públicos como el ICO la mejor alternativa.

Barreras a la financiación

Los economistas valencianos han detallado la falta de garantía y avales suficientes por parte de las empresas, y las condiciones de los préstamos, por parte de las entidades financieras como las principales barreras para que fluya el crédito.

Asimismo colocan en segundo plano el exceso de deudas de las empresas, su insolvencia financiera y la falta de capital propio para acceder al crédito.

Previsión de la economía a seis meses

Más del 50% de los economistas creen que la economía valenciana seguirá igual dentro de seis meses frente al 44% que prevé una mejoría, sólo un 3,4% de los encuestados cree que podría empeorar. A nivel nacional, la mayoría de los encuestados creen que mejorará en septiembre y la valoran con un 4,45, aproximándose al aprobado. Sólo el 24% considera que podría empeorar aún más.

Aumentar la lucha contra el fraude y bajar impuestos

El COEVA plantea en esta edición especial cinco cuestiones sobre financiación y fiscalidad. En una de ellas, propone nueve medidas de reforma fiscal. Los economistas se decantan, mayoritariamente, por estabilizar las modificaciones normativas para crear un entorno de mayor seguridad jurídica, intensificar la lucha contra el fraude y reducir el tipo impositivo de las cotizaciones a la Seguridad Social, el IRPF, el IVA y el Impuesto de Sociedades.

“Los economistas han expresado que la reforma fiscal debe estar encaminada a la lucha contra el fraude y a una mayor seguridad jurídica”, ha declarado el decano del COEVA.