Serbicis: el primer taller valenciano de bicicletas a domicilio

Tener ‘ojo’ para saber aprovechar las modas o incluso adelantarse a ellas es clave para un negocio. El emprendedor Abel Gómez es un ejemplo de ello, procedente del municipio madrileño Guadalix, vino a Valencia por amor y mientras buscaba empleo observó cómo la ciudad además de tener unas cualidades óptimas para ir en bici, los valencianos cada vez más se apuntaban a su uso más allá del deporte, integrándolo a su día a día como vehículo de transporte ‘verde’.

Así nació Serbicis el primer taller de bicicletas en Valencia que ofrece a sus clientes la comodidad del servicio de recogida y entrega a domicilio además de una reparación en tiempo récord, poco más de 24 horas. En tan sólo seis meses, la empresa ha conseguido hacerse un hueco en el sector gracias a la difusión de sus servicios en eventos deportivos, la presencia en redes sociales y como no, el efectivo ‘boca a boca’.

serbicisLa pasión por las bicis le viene a Abel desde muy pequeño, él mismo relata a VLC News que su padre tenía una ferretería en su localidad natal en la que hacían “pequeñas reparaciones de todo un poco” y desde muy joven arreglaba las bicicletas de sus vecinos. Informático de profesión, intentó encontrar trabajo ‘de lo suyo’ pero tras meses de fallidos intentos decidió convertir su hobby en su trabajo.

Tras un invierno “un poco duro para el negocio”, espera una primavera y un verano con gran movimiento ya que en las últimas semanas la actividad de Serbicis no ha parado. Actualmente tiene una pequeña tienda en el barrio de Benicalap desde donde repara y vende bicicletas para todos los gustos: fixies, de paseo, urbanas o de montaña, aunque admite que de momento, “el 95% de la facturación de la empresa proviene de las reparaciones”.

Como emprendedor asegura que el obstáculo más grande que ha tenido que solventar para poner en marcha Serbicis ha sido las numerosas trabas burocráticas y los elevados pagos de impuestos, aún así no ha necesitado financiación bancaria para levantar su empresa, en la que hasta ahora sólo trabaja él.

“MI EMPRESA VA SOBRE RUEDAS”

A principios de año, la empresa lanzó una campaña para fomentar el uso de la bicicleta entre la plantilla y los clientes de las empresas valencianas. “La empresa que se adhiere no tienen que pagar ninguna cuota, ni invertir tiempo en la preparación, Serbicis se encarga de todo: del servicio de recogida y entrega de la bici en la oficina, en la fábrica o en casa,  elaborar y distribuir los carteles informativos, especificar las tarifas de precios para los usuarios, etc” explica el emprendedor.

Hasta la fecha cinco empresas de distintos sectores se han apuntado a la moda de la bicicleta, una tendencia respaldada por los expertos en recursos humanos que aseguran que un empleado sano y motivado, rinde más. En esta línea Abel afirma que “la bicicleta es un medio de transporte útil, rápido, económico y cada vez más implantado. Si las empresas colaboran en la tarea de concienciación de sus ventajas, obtendrán los beneficios de hacer de su negocio un espacio más sostenible y saludable, y todos saldremos ganando”.

bici