La producción citrícola en la Comunitat cae un 22% en la primera parte de la campaña

EL VIERNES FINALIZA EL PLAZO DE INSCRIPCIÓN PARA EL CONCURSO GASTRONÓMICO DE LA NARANJAEL VIERNES FINALIZA EL PLAZO DE INSCRIPCIÓN PARA EL CONCURSO GASTRONÓMICO DE LA NARANJA

La Unió de Llauradors i Ramaders ha lamentado la caída del 22% de la producción citrícola de esta primera parte de la campaña 2015-2016, como consecuencia del viento de poniente que sufrió el pasado mes de mayo la Comunitat y de las “elevadas” temperaturas de junio y julio. En concreto, estos problemas meteorológicos afectaron fundamentalmente a las variedades tempranas que bajaron casi en un 31%.

Asimismo, la Unió ha lamentado la bajada del 22% de la producción de la variedad Satsumes, mientras que ha sido de cerca del 42% en la Marisol. Sin embargo, ha destacado que en otras variedades más modernas como la Oronules o la Clemenrubí la producción ha aumentado en un 12% y un 25%, respectivamente, aunque “no llegan a compensar la caída de las otras variedades más tradicionales”, ha lamentado la entidad agraria.

De igual modo, ha señalado que tanto la variedad de naranja Navelia como la Fino del limón han tenido un descenso de su producción del 18%. Sin embargo, ha sostenido que, en general, “la recogida ha sido constante, no se ha producido acumulación de fruta y la calidad ha sido excepcional”, ha remarcado la Unió.

Precios desiguales

En cuanto a los precios, su comportamiento ha sido “muy desigual”, dependiendo del grupo y de las variedades. Así, dentro del grupo Satsumes, la variedad Clausellina se ha situado con un precio de 0,24 euros por kilo, lo que supone un descenso del 11% respecto a la pasada campaña, mientras que el precio de la Owari ha sido de 0,2 euros el kilo, lo que ha supuesto un aumento del 13%.

Respecto a las Clementinas, la variedad Clemenrubí ha experimentado un incremento del 1% ya que su precio se ha situado en 0,66 euros el kilo, de igual modo que la Marisol que también ha subido pero un 15% al situarse en los 0,27 euros por kilo.

En contra, el precio de la Oronules ha descendido un 1% con un precio de 0,48 euros el kilo, mientras que la Clemenules ha aumentado en un 5% su valor al situarse en los 0,25 euros por kilo.  En cuanto a las naranjas, el precio de la Navelina ha incrementado un 10% y se ha situado en los 0,19 euros por kilo, mientras que el de la limón ha subido un sus dos variedad: un 106% la de variedad Fino de un corte, y en un 200% las que son todo limón.

Para la Unió, teniendo en cuenta los precios y la producción, “se puede decir que hasta ahora el ligero aumento de los precios no compensa la reducción de la producción. La renta final será inferior que la de la campaña pasada”, ha lamentado.

Sin embargo, ha señalado que “de momento” el mercado está respondiendo “bien”, las exportaciones siguen “su camino” por lo que confía en que de cara a esta campaña navideña y con la llegada del frío, “el consumo aumente su precio den origen y que llegue al 0,28 euros el kilo para las Clemenules“.