La Unió prevé un descenso del 40% de la cosecha del olivar respecto a la de 2015

La Unió achaca la disminución de la producción a la sequíaEl colectivo agrarioachaca la disminución de la producción a la sequía

La Unió de Llauradors advierte de que la previsión de cosecha del olivar, que pronto iniciará su campaña de recolección, indica un descenso del 40% en relación a la de 2015 en el conjunto de las zonas productoras valencianas. El colectivo agrario estima así una producción de 17.346 toneladas por las 28.893 de la campaña anterior. La bajada se debe fundamentalmente, aseguran los técnicos, a la sequía que sufre la Comunitat Valenciana, que provocó “un cuajado irregular de la aceituna en primavera y ahora comportará un bajo rendimiento del aceite”.

El principal descenso se prevé en la provincia de Valencia, con una producción inferior en un 75% a la anterior, lo que significa “una de las peores campañas de la historia” según los olivicultores. En la provincia de Alicante la cosecha esperada sería un 40% más baja que la pasada y en la de Castellón se estima un descenso del 5%. En el contexto estatal, las previsiones señalan un aumento del 1%. La Unió, La Unió

La fuerte y persistente sequía que se arrastra sigue pasando factura a las diferentes cosechas del campo valenciano. En el caso del aceite un informe de La Unió ya alertaba, hace unas semanas, de unas pérdidas de cerca de 25 millones de euros. La La Unió, La Unió

Ante esta situación, la organización profesional agraria reclama un esfuerzo a las administraciones públicas (Gobierno central y Generalitat) “para compensar las pérdidas por la sequía y evitar así el abandono de más explotaciones agrícolas y más profesionales”. Asimismo, reclama, entre otras medidas, la concesión de ayudas directas, ayudas de minimis, reducción del módulo fiscal, condonación del IBI, bonificación del pago de las cotizaciones a la Seguridad Social o el establecimiento de préstamos ICO con interés subvencionado.

Reivindicaciones que no son nuevas, ya que La Unió lleva tiempo reclamando mayor atención para el sector de la agricultura. Un sector que, según los últimos datos publicados por el propio Gobierno, ha sido crucial este año en el aumento de las exportaciones de la Comunitat Valenciana.