Las empresas españolas invierten en I+D la mitad que la media europea

Las empresas españolas invierten en I+D la mitad que la media europeaJaume Giró director general de la Fundación La Caixa. en la presentación del estudio en Caixa Forum Madrid

El sector privado no tira del carro de la inversión en investigación como aconsejan los organismos internacionales, algo que complica su viabilidad en un momento en que el Gobierno español ha recortado también los presupuestos dedicados a la I+D. Se trata de una de las conclusiones del estudio La investigación en España: las actitudes de empresas, gobiernos y ciudadanos, que se incluye en Investigación e innovación: ¿qué nos jugamos?, el tercer dossier publicado por el Observatorio Social de ”la Caixa”. El estudio ha sido presentado por el director general de la Fundación Bancaria “la Caixa”, Jaume Giró, esta mañana en CaixaForum Madrid.

La crisis ha hecho mella en la inversión en investigación, ya que la diferencia con la UE-28 es, además, mucho mayor en 2015 ―último dato publicado― que en 2008: mientras antes de la crisis la diferencia se situaba en el 0,44 % del PIB, ahora ha ascendido al 0,73 %.

Las administraciones públicas competentes ―Gobierno central y comunidades autónomasdescuidan el presupuesto en I+D, contradiciendo estudios económicos sobre la importancia de la I+D para el crecimiento y la experiencia positiva de países que han seguido patrones contracíclicos, es decir, que han aumentado o como mínimo han mantenido el gasto en investigación en épocas de crisis.  España ha liderado el recorte de los presupuestos públicos en I+D en toda Europa, que han pasado de representar un 0,51 % del PIB frente al 0,64 % de la media de la Unión Europea.

Los autores señalan, además, que el comportamiento de empresas y del Gobierno ante el I+D está alejado, también, de las expectativas sociales, ya que la sociedad española percibe la ciencia muy favorablemente. De hecho, según datos del Eurobarómetro Especial de 2013, el 80 % de los españoles cree que la ciencia hace nuestra vida más fácil, confortable y saludable, un porcentaje 12 puntos superior a la media europea.

  • I Premios Observatorio Social de apoyo a investigadores jóvenes

El programa convoca la primera edición de los Premios Observatorio Social de ”la Caixa”, un certamen que premiará con 10.000 € a cuatro artículos divulgativos de calidad científica en las categorías que son el foco de la actividad de la Fundación Bancaria ”la Caixa” y del propio Observatorio: inclusión social, educación, ciencia y cultura. Con esta iniciativa, en memoria del Dr. Rogeli Duocastella, el Observatorio quiere apoyar al nuevo talento en investigación, así como difundir de forma accesible para el conjunto de la sociedad el conocimiento científico en esas áreas. Las personas interesadas pueden enviar sus artículos hasta el 16 de octubre de 2017 y consultar las bases de la convocatoria en la web del Observatorio Social de ”la Caixa”

El Observatorio Social de ”la Caixa” es una iniciativa para el estudio de los nuevos fenómenos sociales que cuenta con una web actualizada semanalmente y un dossier monotemático cuatrimestral. En ambos soportes, el análisis del Observatorio Social de ”la Caixa” se nutre de un barómetro de indicadores clave sobre temas de interés social en los países miembros de la Unión Europea y la OCDE, además de artículos, entrevistas y reseñas encabezadas por expertos.

  • Fundación Bancaria “la Caixa”, 30 años comprometidos con la investigación

La Fundación Bancaria “la Caixa” lleva más de 30 años impulsando la investigación de excelencia con el objetivo último de incidir en el bienestar de la sociedad. Por este motivo, el Plan Estratégico 2016 – 2019 de la entidad reafirma este compromiso con la investigación, triplicando el presupuesto que se le destina hasta llegar a los 90 millones de euros en el año 2019. Prueba de este apoyo firme con la investigación de excelencia por parte de la Fundación Bancaria “la Caixa” es la campaña Imprescindibles, lanzada este mes de septiembre, donde se reconoce la importancia de la investigación en el bienestar de las personas y la contribución de los científicos que dedican su vida a luchar contra las enfermedades y preservar uno de los bienes más preciados: la salud.