Les Corts reintegran a la Generalitat 4,6 millones de remanentes de presupuestos

Miembros de la Mesa de Les Corts ValencianesMiembros de la Mesa de Les Corts Valencianes

La Mesa de les Corts Valencianes ha aprobado en la reunión de hoy, a propuesta del Presidente Enric Morera, el reintegro a la Generalitat Valenciana de un total de 4.680.617,96 euros procedentes de los remanentes de crédito de la cámara autonómica, que habían sido incorporados durante los últimos años una vez realizada la liquidación del presupuesto de 2015.

El  propio Presidente de Les Corts, Enric Morera, ha propuesto a la Mesa, vistos los informes positivos de los servicios económicos y de intervención del parlamento, la devolución de esta cantidad de dinero y la Mesa ha aprobado por unanimidad la propuesta, a pesar de que ese remanente se podía haber destinado a comprometer gasto. Así, el Consell dispondrá de ellos para la finalidad que considere más adecuada, tal y como ha señalado Morera.

Según ha explicado el Presidente, “con el presupuesto existente de Les Corts, consideramos que es posible hacer todas las mejoras que necesita el mantenimiento del Palacio de los Borja y del complejo del parlamento valenciano, y poder conservar en las condiciones que se merece un conjunto que es patrimonio del pueblo valenciano”.

Además, ha indicado que con el reintegro del dinero a la Generalitat, Les Corts regularizan sus cuentas y dan una imagen más fiel de su realidad contable del saldo existente en las diferentes partidas del parlamento.

Además, ha indicado que con el reintegro del dinero a la Generalitat, Les Corts regularizan sus cuentas y dan una imagen más fiel de su realidad contable del saldo existente en las diferentes partidas del parlamento.

Además, ha indicado que con el reintegro del dinero a la Generalitat, Les Corts regularizan sus cuentas y dan una imagen más fiel de su realidad contable del saldo existente en las diferentes partidas del parlamento.

Además, ha indicado que con el reintegro del dinero a la Generalitat, Les Corts regularizan sus cuentas y dan una imagen más fiel de su realidad contable del saldo existente en las diferentes partidas del parlamento.