La invisibilidad de la Comunitat Valenciana

Ángel Serrano, solidaridadÁngel Serrano, redactor jefe de Valencia News y director de la tertulia política AP7

 

“La invisibilidad de la Comunitat Valenciana”, por Ángel Serrano, redactor jefe de Valencia News y director de la tertulia AP7

El hemiciclo ha estado vacío, sin embargo, menos que otras veces. Algo sintomático, casi simbólico, de lo que nos viene pasando a los valencianos durante décadas: somos invisibles junto a nuestros problemas. Nuestros reclamos chocan con la indiferencia de los partidos a nivel nacional, formados también por parlamentarios valencianos, a los que parece que se les olvida su origen, su procedencia, las diversas problemáticas de los territorios a los que realmente representan.

Desde que se aprobara esta reforma de la disposición primera del Estatuto de Autonomía de la Comunitat Valenciana, han pasado cinco años. Cinco años de bloqueo de una reforma que, lejos de parecer caprichosa, es necesaria.  Las dos anteriores se negó el debate. La tercera vez se impidió que se votara. Al final se pudo discutir hace a penas 6 meses. Consumieron la legislatura sin hacer nada de nada.

Aunque no lo entiendan algunas señoras y señores parlamentarios a nivel nacional, lo que está en juego es la igualdad de todos los españoles. Así se lo ha expresado el president de Les Corts Valencianes, Enric Morera, a Albert Rivera fuera de micros en los pasillos del Congreso de los Diputados. Afirmación corta y contundente que he tenido oportunidad de presenciar, a la que el líder de Ciudadanos, grupo que no ha dejado claro su compromiso con los valencianos en este sentido, ha respondido esbozando una sonrisa de medio lado.

A eso hay que sumarle la falta de inversiones y la deuda histórica que arrastramos, sobre todo, desde el año 2002. Unos 20.000 millones de euros de deuda, que se dice pronto, que arrastramos, mientras que un rídiculo ministro de Hacienda se ríe en nuestra cara y nos echa la culpa del incumplimiento de los límites ficticios de déficit que se marcaron en Europa.

Cabe destacar y criticar con dureza la participación de ERC en este debate, “por deseo expreso de arropar al republicanismo y el independentismo del País Valencià”. Según los republicanos e independentistas catalanes el “País Valencià” está maltratado, “al igual que el resto de comunidades que integramos los Paissos Catalans”.

Sea como sea, esperemos que la invisibilidad de la Comunitat Valenciana vaya disminuyendo, poco a poco, sin hacer ruido, pero reclamando con fuerza lo que nos pertenece.