El Consell no es partidario de abolir “els bous al carrer” pero sí del control

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig ha declarado este martes, tras asistir a la toma de posesión del nuevo delegado del gobierno en al Comunitat Valenciana, que su gobierno no es partidario de “abolir” la celebración de “els bous al carrerpero sí del “control y la seguridad” de estas fiestas tradicionales valencianas.

“Es fundamental extremar la precaución y la seguridad” ha comentado el presidente y ha añadido que “más allá de la consideración de estas fiestas, que tienen tradición en muchos pueblos de la Comunitat valenciana, no somos partidarios de su abolición, pero sí del control, de la seguridad y sobre todo de la prudencia de la ciudadanía”.

Así, el presidente de la Generalitat ha recordado que comenzamos un verano en el que ya ha habido que lamentar diversas muertes y “lo digo con mucha tristeza” porque “lo que debe ser ocio no puede acabar convertido en tragedia”.

MORAGUES CONSIDERA QUE TIENEN REGULACIÓN

Por su parte, Juan Carlos Moragues como delegado de Gobierno ha apuntado que estas fiestas tienen una regulación autonómica y local propia y que desde las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado “se da cobertura de seguridad y protección”.

Moragues ha insistido en que en “los actos lícitos organizados por los municipios en la medida de nuestras posibilidades intentarán prestar nuestro servicio” para que “el ciudadano de a pie perciba que se encuentra en un entorno seguro”. Por ello, ha apuntado que “debe haber por supuesto cooperación y sintonía entre todas las Administraciones públicas”.

 

FOTO: AYUNTAMIENTO DE PUZOL