Vecinos de Nou Moles cortarán la avenida del Cid en mayo

El día 5 de mayo los vecinos de Nou Moles tienen previsto cortar la avenida del Cid en protesta por la paralización de la construcción del polideportivo en el barrio. Ha preparado la documentación necesaria para pedir a Delegación de Gobierno el próximo lunes tomar las calles desde la de Burgos hasta la avenida. Así lo ha explicado la presidenta de la asociación de residentes, Casilda Osa, a VLC News.

Hace más de un mes que se ha cumplido el tercer aniversario desde la colocación de la primera piedra en el recinto que debería acoger el centro deportivo. Los trabajos se han paralizado y reanudado en varias ocasiones y a día de hoy persiste una “peligrosa” valla.

La pérdida del antiguo solar como aparcamiento para vecinos ha ido derivando en dobles y terceras filas de coches estacionados en las calles colindantes que impiden la visibilidad a conductores y peatones. La mayor parte de ellos son personas de la tercera edad que acuden a diario al centro de mayores municipal justo enfrente de donde se hallaba el antiguo Marcol, enclave previsto para el polideportivo.

Esta circunstancia hace que el chirrío de ruedas y frenazos sea una constante en la zona, sino algún susto mayor. “Pero parece que hay que lamentar alguna tragedia para que alguien nos tome en serio y no estamos dispuestos a tener que lamentar un accidente”, comentó Osa.

Tanto es así que “con o sin permisos saldremos a la calle, como ya advertimos en la última ocasión”, dijo. Una convocatoria la de mayo que auguran existosa “gracias al boca a boca y las redes sociales”, tal y como ocurrió con la última marcha vecinal por el barrio, en febrero. “Los carteles no ayudaron mucho en este sentido ya que nos los arrancaron casi todos”, continuó la vocal. Cerca de un centenar de pancartas acaban de imprimir para volver a informar a pie de calle de la futura cita.

Para Osa esta “dejación” con Nou Moles no es sólo una cuestión económica, también de “responsabilidad política”. “Si sabían que no habría un euro para las obras, que no las hubiera empezado ni venido para hacerse la foto. Hubiéramos preferido no perder el solar y tener al menos un parking para los vecinos”, concluyó.