Urbanismo dice que ajustará el Parque Lineal a las necesidades de Benimámet

El Parque Lineal es más un punto negro que un pulmón verde. Que el proyecto municipal no es del agrado de los residentes es un hecho que se ha venido haciendo público en diversas ocasiones. El último paso del Ayuntamiento, la aprobación del proyecto básico proyecto básico la pasada semana, ha derivado en una reacción beligerante por parte de los residentes, tal y como avanzó VLC News.

Ante la cuestión, el concejal de Urbanismo, Alfonso Novo, ha afirmado este martes que la delegación va “a ajustar más si cabe el proyecto para que cumpla las necesidades actuales y que los vecinos disfruten no sólo de una zona verde fantástica, sino también de los medios y trazados para poder comunicarse dentro y fuera de la población”, al tiempo que ha querido dejar claro que “no ha habido ninguna precipitación en el proyecto para el parque sobre las vías soterradas en Benimàmet, pues lo que se ha aprobado es un proyecto básico y no un proyecto de ejecución”.

Según manifiesta el edil, “se han mantenido reuniones con los vecinos tanto el servicio de Tráfico y los servicios de Urbanismo como la Dirección General de Infraestructuras de la Generalitat, y a partir de ahora, conforme se vaya avanzando en el proyecto, volveremos a tener reuniones lógicamente con los vecinos para poder trasladarles la información y los avances”. No obstante, en la asociación de residentes se discrepa ya que han pasado por varias asambleas cívicas para hacer una contrapropuesta al proyecto que no ha sido valorada y han recogido y entregado firmas al Ayuntamiento tratando de paralizar el diseño del equipo de Gobierno en pro de las necesidades consideradas por los vecinos.

Tal y como indicó a este periódico la presidenta de la asociación de vecinos, María José Navarro, “sólo han recogido dos aspectos” de sus propuestas. En la zona del Parque de Camales, “se desplaza el doble vial hacia el sur, suprimiendo el seto central, pero evitando así la ocupación de una parte del jardín, como ocurría en el penúltimo plano presentado”.

Pero, según explicó, “predomina el asfalto y el hormigón, el tráfico y el aparcamiento, y se crea un nuevo eje central de doble sentido de circulación, que atraerá tráfico de paso al corazón del barrio y se renuncia a recuperar el terreno propiedad del Colegio privado, que según el planeamiento vigente debe retranquearse, a pesar de tener la oportunidad de obtenerlo gratuitamente al estar en proceso de conceder una licencia de obras para un ampliación del Colegio”.

También el eucaliptus monumental, “el árbol más alto de la ciudad de Valencia, queda fuera del parque o seto, con sus raíces amenazadas por el viario previsto”, apuntó la portavoz.

Por su parte, Novo ha destacado que se destinan “para esta infraestructura por parte de la Generalitat Valenciana 4,5 millones de euros que es una cantidad considerable y que va a permitirnos en la medida de lo posible –excluyendo una segunda fase que incluirá las expropiaciones– hacer crecer el parque de Camales e incluir el ejemplar arbóreo que existe en el centro del trazado”.

Desde la asociación plantean que “resulta curioso el hecho de que siendo un parque lineal se indique que existe un presupuesto de 1.017.005 euros para pavimentos frente a 157.010 para jardinería”. Sin embargo, para el edil, este “es un proyecto importantísimo en el que tanto la Generalitat como el Ayuntamiento venimos trabajando y que ha supuesto hasta el momento una inversión que supera los 65 millones de euros para soterrar las vías a su paso por el barrio”, ha concluido.