(2-0) Atlético de Madrid-Valencia CF: Pelea, pundonor, Guaita y eliminación

El Valencia cayó eliminado de la Copa del Rey tras su derrota en el Vicente Calderón (2-0). Un error de Guaita en una jugada a pelota parada propició el tanto de Godín. Ya en los minutos finales, el Atlético sentenció con un tanto de cabeza obra de Raúl García. Al Valencia ya sólo le queda la Liga, en la que toca remontar, y la UEFA Europa League.

Fue un inicio algo extraño, con ambos equipos lastrados físicamente por la exigencia del mes de enero, y eso que todavía estamos en su ecuador. Como dos púgiles en el décimo asalto, ambos se intercambiaron golpes inicialmente con más fe que intención, confiando en que alguno de ellos daría en la mandíbula del enemigo.

El Atlético se empleó a fondo en esa faceta, ‘rascando’ todo lo que Estrada Fernández le permitió, y luego un poco más. Sin ser un partido violento, sí que descendió al inframundo de la dureza ante la pasividad arbitral. El Valencia, en esta guerra de guerrillas, no supo cómo desenvolverse. El carácter de hombres como Gaby o Godín contrastaba con las tímidas protestas visitantes. De hecho, las únicas amonestaciones que se vieron en todo el partido fueron para los hombres entrenados por Pizzi.

El partido sólo se animó en el tramo final del primer acto. Courtois se empeñó en demostrar que es, hoy por hoy, uno de los guardametas más en forma de todo el continente. Un paradón a disparo de Míchel a cinco minutos del final fue su primera reivindicación de la velada. A continuación, un cabezazo de Postiga se marchó alto y constituyó prácticamente el 50% de las aportaciones ofensivas del luso en todo el partido.

La desesperación de los jugadores del Valencia comenzó a hacerse patente en sus rostros. Un patadón sobre Fede, con Estrada Fernández a un metro, encendió los ánimos definitivamente. El argentino y algunos de sus compañeros empezaron a perder los nervios mientras el Atlético, comodísimo en su rol guerrillero, se marchaba a vestuarios con una media sonrisa en el rostro. A falta de frescura física, buena era un dosis medida de pillería futbolística.

Transitaba el partido por los compases iniciales de la reanudación cuando, nuevamente, Guaita volvió a marcar el partido y la eliminatoria al completo. Un error de cálculo en la salida del meta valenciano permitió el cabezazo en solitario de Godín, hundiéndo al Valencia en una depresión de la que ya no saldría. Como ya ocurriese en el choque de ida, el desliz del cancerbero fue una losa demasiado pesada que levantar.

Tras el 1-0 del uruguayo se vinieron los mejores minutos del conjunto colchonero. Raúl García hizo temblar la madera con un misil que estuvo a punto de sentenciar el choque. Pizzi movió piezas rápidamente para intentar la hazaña. La entrada del Alcácer estuvo a punto de dar frutos muy pronto, de haber podido controlar en condiciones un envío bombeado desde la frontal que le hubiese dejado mano a mano con Courtois. El galo volvió a desesperar a Postiga tras atajar un remate acrobático del delantero.

Mientras Courtois se exhibía -¡qué paradón al cañonazo a la escuadra de Míchel!- el Atlético reculaba a conciencia. No hacía falta desgastar demasiado, porque la sentencia acabaría llegando. Pizzi retiró a su delantero centro a falta de diez minutos: quitar a Postiga para dar entrada a Pabón con la posibilidad de colgar balones al área todavía en la recámara no pareció un movimiento demasiado astuto. El partido estaba roto desde hacía minutos. La moneda al aire sólo tenía dos posibles finales: prórroga o sentencia.

El gol de Raúl García, precedido de un codazo en la nuca a Javi Fuego, hizo que la moneda cayese del lado local. La hinchada enloqueció mientras Simeone mandaba un ‘recado’ al sector de aficionados blanquinegros. El Valencia cayó eliminado de la competición del KO tras ciento ochenta minutos en los que no fue, ni mucho menos, peor que el Atlético de Madrid. La contundencia en ataque rojiblanca, su exasperante dureza y dos errores del guardameta blanquinegro acabaron resultando demasiados elementos en contra.

 

Ficha técnica

Atlético de Madrid. Courtois; Juanfran, Miranda, Godín, Filipe; Sosa (59′ Koke), Gabi, Tiago; Raúl García, Arda Turan (81′ Cebolla Rodríguez) y Diego Costa.

Valencia. Guaita; Barragán, Ricardo Costa, Mathieu, Bernat; Javi Fuego, Parejo, Míchel; Feghouli (66′ Piatti), Postiga (78′ Pabón) y Fede (55′ Paco Alcácer).

Goles

1-0 Godin (min. 50); 2-0 Raúl García (min. 88)

Árbitro: Estrada Fernández (Colegio Madrileño). Mostró amarilla a Barragán (min. 33), Míchel (min. 37), Ricardo Costa (min. 88) y expulsó por doble amarilla a Parejo (min. 50 y 90).