El año “más seco” en la Comunidad desde 1950

Un total de 47 playas de la Comunitat Valenciana reciben las banderas 'Q’ de calidad turística

La Comunitat Valenciana ha vivido sus últimos doce meses -desde el 1 de septiembre de 2013 hasta el 31 de agosto de 2014 “más secos” desde el año 1950 con muchas menos precipitaciones y la previsión para la nueva estación otoñal está dentro de lo habitual.
Así lo han expuesto en una rueda de prensa el delegado de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en la Comunitat Valenciana, Jorge Tamayo, y el jefe de Sección de Climatología, José Ángel Núñez, que han destacado este año como un periodo “extremadamente seco” en el 78 por ciento de la Comunitat, “muy seco” en un 15 por ciento del territorio, “seco” en un 6 por ciento y “normal” en el 1 restante, coincidiendo las zonas más húmedas con el norte interior de Castellón.
Así, el observatorio con menos precipitación ha sido el de Novelda, con 55,8 l/m2, cuando lo normal en un año son 287,7, lo que ha supuesto un 19% de la cantidad normal. El que ha registrado más lluvia, el de Fredes, ha registrado 650 l/m2, aunque también ha sido un dato deficitario, ya que lo normal son 768,3 l/m2 en 12 meses.
También lo ha sido en los observatorios de las capitales desde que hay datos. En Valencia la precipitación acumulada es la mínima de la serie desde 1863, igualada con los del año 1879-1880, con 143,7 l/m2 acumulados. En Alicante la serie comenzó en 1857 y se ha registrado este año el mínimo de 69,8 l/m2; y Castellón, desde 1911, ha obtenido este 2014 el mínimo de 152,2.

PREVISIÓN DE UN OTOÑO TÍPICO

En cuanto a la tendencia de la estación de otoño, el delegado de Aemet en la Comunitat Valenciana ha expuesto que “no llega a verse ninguna tendencia significativa” sobre lluvias y que la información climatológica que se obtiene apunta a que “hay tanta probabilidad de lluvias por encima, como por debajo, como normales”, pero “nada que nos diga que va a ser un otoño atípico”.
Esto no quita, ha puntualizado, que haya días como el de este lunes de lluvias muy intensas o una situación de gota fría, si bien “ahora no hay nada que nos indique que vaya a ocurrir”.

UN VERANO PASADO FUE NORMAL

En cuanto al verano climático 2014 –de junio a agosto–, ha sido “normal” tanto en temperatura como en precipitaciones. La temperatura media se ha estimado en 23ºC, igual que el promedio del periodo de referencia 1981-2010.
El inicio del verano fue fresco, incluso la primera quincena del mes de julio fue la más fresca desde 1997, aunque en agosto se normalizaron las temperaturas. De este modo, hubo dos picos de calor los días 10 y 26 de este mes, este último el más cálido del verano y de los dos últimos años en la media del territorio.
Se llegaron a registrar 43,5ºC en Carcaixent, 42,7ºC en Xàtiva, 42,2 en el Aeropuerto de Manises y más de 41 en Valencia, Llíria, Bétera, Montserrat y Ontinyent. En Valencia los 41,6 grados registrados es el valor más alto desde el 27 de agosto de 2010, y en el registro histórico de temperatura en los observatorios de la capital, desde 1869, solo hay seis días más cálidos que el pasado día 26.
Por provincias, el resumen térmico del trimestre junio-agosto fue 25,4 en Alicante (0,6 grados más de lo normal), 25 en Valencia (0,1 más) y 24,9 en Castellón (0,4 más).
Por otro lado, las precipitaciones de este trimestre de verano fueron normales, “un poco por encima de lo normal”, con una cantidad media de 59,7 l/m2, un 5 por ciento más que la media del periodo climático normal (56,5 l/m2). Además, Tamayo ha incidido en que, como es habitual, el reparto de las lluvias ha sido “irregular”, con diferencias entre los acumulados en el interior de Castellón y el litoral de la mitad sur.
Mientras que en Benafigos y Castellfort se han acumulado en el trimestre más de 300 l/m2 y más de 200 en Morella o Benasal, en el litoral de Alicante y el sur de Valencia hay muchas localidades en las que no se han alcanzado los 10 l/m2 en el acumulado trimestral, con el mínimo absoluto en Callosa d’en Sarrià con 2,5 litros por metro cuadrado y en Santa Pola con 4. Por su parte, localidades del interior norte de Castellón, como Morella, han vivido el verano más húmedo desde 1990.
Las precipitaciones del verano suelen ir acompañadas de tormenta y, de esta manera, se han producido este 2014 varias tormentas fuertes, las más destacadas durante los tres primeros días de julio, que llegaron a tener una intensidad torrencial en Morella el día 1 e intensidad muy fuerte el 3 en varios puntos del norte de la provincia de Valencia, entre ellos la capital.
En agosto, el día 2 se llegaron a registrar 50 litros por metro cuadrado en Castellfort y cerca de 30 en Vinaròs, mientras que en el norte de Alicante, en la mañana del 16 de agosto, se llegaron a superar los 100 l/m2 en Pego y más de 50 en otras localidades de la Marina Alta.

DESCARGAS ELÉCTRICAS EN CASTELLÓN

La climatología señala que en verano se registraron 16.440 descargas eléctricas procedentes de rayos en la Comunitat Valenciana, con el máximo en Castellón, sobre todo en L’Alt Maestrat, que junto con el Maestrazgo turolense es la zona de mayor densidad de descargas en España.
De las descargas, 246 tuvieron lugar en Alicante, 3.882 pertenecieron a Valencia y 12.312 a Castellón. Por meses, en junio hubo 5.870 descargas, en julio 4.070 y en agosto 6.500.
Ha destacado asimismo que en el norte interior de Castellón se han producido tormentas durante la mitad del mes de agosto –16 días–, así como 2.712 rayos de los 2.774 totales de la Comunitat. El día 2 de agosto la provincia concentró la mayor cantidad de rayos, con 1.156.

UN SEPTIEMBRE CON MUCHO CALOR Y TORMENTA

En cuanto al mes de septiembre, ha sido el inicio más cálido desde que hay datos (1950), con temperaturas más altas que en el mes de agosto, ya que la media ha aumentado 2,4 grados del promedio climático 1981-2010. Sin embargo, el delegado de Aemet ha destacado el descenso de forma “significativa” de las temperaturas este lunes, para quedarse en valores ligeramente inferiores a la media normal.
Por otro lado, en lo que llevamos de septiembre ya se han registrado más descargas que en todo el verano, un total de 17.573 en 21 días de tormenta en algunos puntos del territorio, por lo que el inicio ha sido “muy tormentoso, más que en todo el verano”, ha dicho Tamayo, y solo el día 11 no se registró ninguna descarga en toda la Comunitat. Este lunes se llegaron a contabilizar 2.247, aunque el día de septiembre con más rayos fue el 7, con 3.276.