Bonig pide que los espacios naturales sirvan de impulso económico

La consellera Isabel Bonig ha asegurado que hay que “dar un paso más en la gestión de los Parques Naturales”. “Hoy en día hay una conciencia medioambiental que hace 20 años no se tenía, por lo que ahora es el momento de dinamizar el rico patrimonio natural de la Comunitat. Es el momento de seguir con la conservación pero también dinamizar nuestros espacios que deben verse como una oportunidad para impulsar económicamente los municipios que forman parte de ellos, especialmente, los del interior de la Comunitat”, ha añadido.

“De ahí que el Consell -ha continuado la consellera- esté desarrollando un intenso programa para potenciar los Parques Naturales de la Comunitat Valenciana y convertirlos en un motor de crecimiento sostenible y lograr crear empleo en su entorno. Este es nuestro reto porque no podemos olvidar que los Parques Naturales cuentan con más de 500.000 visitantes, gracias, en parte, a la información de la web www.parquesnaturales.gva.es y a nuestra cuenta de Twitter @GVAparcs”.

Una de las iniciativas que van a contribuir a rentabilizar de manera sostenible nuestros espacios naturales y reactivar la economía local -ha continuado la consellera- es la marca Parcs Naturals. En la actualidad, contamos ya con 91 empresas certificadas con una gran variedad de productos.

La consellera Isabel Bonig ha realizado estas declaraciones en la presentación de la programación que durante todo el mes de junio se va a desarrollar en la Sierra de Espadán con motivo de su designación, por parte de la Conselleria, como Parque Natural del Mes. En esta ocasión, la presentación ha coincidido con la celebración del XII Encuentro de Pueblos de la Sierra de Espadán.

La consellera ha reiterado la importancia del programa “Parque Natural del Mes” que ha puesto en marcha su departamento. “Los Parques Naturales de la Comunitat Valenciana, debido a sus elevados valores de conservación y paisajísticos, “representan un gran potencial para el fortalecimiento, la renovación y la diversificación territorial de la oferta de ocio y turismo, lo que se debe aprovechar para dinamizar el motor socioeconómico de las poblaciones inmersas dentro del territorio protegido”, ha destacado Bonig.