Carmen de Rosa: Quiero darle la vuelta al Ateneo

No hace ni un año que accedió a la presidencia del Ateneo Mercantil de Valencia y Carmen de Rosa no tiene ningún reparo a la hora de afirmar que aún queda mucho trabajo por hacer. VLC news la entrevistó cuando accedió al cargo y, ahora, al año escaso de su mandato y cuando aún le quedan tres años más, vuelve a entrevistarla para hacer balance de su gestión. Dice mantenerse firme en sus propósitos de convertir el Ateneo en una institución moderna, con las puertas abiertas para todo aquel que quiera acercarse y ajena a posicionamientos políticos.
VLC news: Un año escaso da para poco pero en su caso parece que han sido muchos los proyectos que ha conseguido impulsar. ¿Con que premisa accedió a la presidencia y cuáles han sido los objetivos que ha podido ir cumpliendo?

-Carmen de Rosa: Cuando entré en el Ateneo, mi objetivo prioritario fue que se diera una continuidad en la gestión, que no existiera una ruptura dura entre un periodo de tiempo que duró 16 años, en la persona del anterior presidente, el cual tenía una personalidad desbordante y un estilo muy presidencialista. Se trataba de ofrecer una transición tranquila, que no lo notaran los socios, una transición dulce, por decirlo de alguna manera. Había que respetar la tradición, los gustos de los ateneístas más antiguos, pero ofreciendo una pátina de modernidad. Situar al Ateneo en la modernidad, convertirlo en una institución del siglo XXI, aprovechando la larga trayectoria y el potencial que tiene. Yo creo que el Ateneo, en este año, ha ofrecido mucho a sus socios y a Valencia y estamos incardinando todos nuestros esfuerzos en seguir cumpliendo este objetivo.
Estamos haciendo un esfuerzo titánico por darle la vuelta al Ateneo pero aún tengo tres años por delante para conseguirlo. Quiero que seamos una institución de referencia a todos los niveles: cultural, social, de valencianía…Quiero situar al Ateneo en el lugar que fue hace mucho tiempo, que esté abierto, que represente a la sociedad civil valenciana, que no sea un espacio político, y sí un lugar para todas las ideas. Es un objetivo ambicioso, un reto, una responsabilidad, pero no nos faltan ganas, ilusión y una economía saneada, que hace que no nos tengamos que preocupar de esas cuestiones.

– Hace mucho hincapié en la palabra modernidad. ¿Quizá el Ateneo daba una imagen un tanto vetusta, como de institución anclada en el pasado?

– Tenía una pátina de antigüedad que estamos rascando en busca de ese potencial del que le hablaba y, en eso es en lo que nos estamos empleando ahora. Hicimos una auditoria de situación para saber qué es lo que querían los socios y, a partir de ahí, hemos hecho un plan de comunicación. Sabemos que nuestros socios quieren dos cosas fundamentalmente: Continuar con la esencia de la institución pero también dar un salto y abrirse al exterior dando protagonismo a la gente joven. A partir de ahí, marcamos la líneas de actuación. De hecho, han entrado como socios muchos jóvenes y nuestros equipos de trabajo también están formados por jóvenes muy conocedores de las últimas tecnologías.

-Los jóvenes. Tengo entendido que organizan actividades relacionadas con el emprendimiento y dirigidas a los jóvenes. ¿Quizá el Ateneo esté volviendo en parte a lo que fue en sus orígenes de fundación, una institución impulsora de la economía local, el comercio?

– El Ateneo Mercantil de Valencia se creó en 1879 (este año cumple 135) con el objetivo de que los dependientes de comercio tuvieran su formación y se les enseñara conocimientos referidos a su disciplina, de exportación, etcétera. He de decir que los primeros fundadores eran personas muy ambiciosas en cuanto a los objetivos del Ateneo. Y ahora, vemos como un poco estamos entroncando con aquellos objetivos y retomamos el tema empresarial, ya que los jóvenes de hoy en día necesariamente han de ser emprendedores. Tenemos gente joven en el Ateneo que han acabado sus estudios y que quieren montar su empresa o piensan que van a hacer en el futuro. Por tanto, una de las cuestiones que nos han pedido es realizar un programa de emprendedores, de acompañamiento. Estamos preparando en estos momentos una serie de conferencias con empresarios de éxito para que nos expliquen su experiencia y trayectoria, pero también estamos desarrollando una línea de actuación mucho más práctica poniendo a disposición de los jóvenes interesados un servicio de acompañamiento o principio de business angels. También organizamos conferencias, reuniones, foros, actividades, debates…

-Habla con orgullo de sus predecesores en el cargo, pero no se si es consciente que usted también pasará a la historia del Ateneo por ser la primera mujer en acceder a la presidencia de una institución donde las mujeres tradicionalmente no podían acceder hasta hace muy poco. De hecho, se tuvieron que hacer reformas en los cuartos de baño, que no estaban acondicionados para ellas…

-Vengo de una escuela de lucha que es la presidencia de Falla. De hecho soy presidenta en activo, de la Falla del Mercat. No hay que decaer pero tampoco morir de éxito. Mi referencia es la lucha, el trabajo. Y, sí, se trata de una tarea ilusionante. Recuerdo que cuando me lo ofrecieron, no supe que decir…Había sido secretaria general haciéndome cargo de la parte administrativa, pero tomar decisiones era otra cosa. En aquel momento pensé si yo iba a ser capaz de cargar con esa responsabilidad y luego me dije que con ilusión, con ideas, y teniendo un equipo, si podía ser posible. Porque la presidencia no solo es tarea de una persona, si no de un equipo y yo estoy rodeada de un grupo con mucho potencial de trabajo que se esfuerza y le dedica toda la ilusión y muchas ideas. Y esto es lo que hacemos: proyectos y proyectos…, todo son proyectos.

-Para acabar, háblenos de esos proyectos que están en marcha y de otros que tenga previstos.

– El Ateneo quiere ser un espacio vertebrador. La Comunidad Valenciana ha perdido altavoces importantes, y resulta necesario difundir la cultura valenciana, dar voz al silenciado. Hablamos de las comisiones de falla pequeñas, del trabajador autónomo, de las ongs, rastrillos solidarios, escritores que quieran presentar libros…en el Ateneo tienen cabida los temas de salud, de medio ambiente, gastronomía, poesía, cedemos espacios, conferencias…Vamos a organizar un foro de Comunicación, hemos creado una página web, tenemos presencia en redes, vamos a sacar una revista, tenemos acuerdos con entidades, con medios de comunicación, organizamos un club de lectura, tertulias taurinas, foros…Un socio llega aquí a las nueve de la mañana y se va a las nueve de la noche y puede estar haciendo cosas todo el día. El Ateneo parece ya un centro de convenciones!.