Ribó, a la caza de los incívicos que no recojan las heces de sus animales en la vía pública

Joan RibóJoan Ribó, alcalde de Valencia, comparece ante los medios de comunicación

Ribó, a la caza de los incívicos que no recojan las heces de sus animales en la vía pública. El Ayuntamiento de Valencia pondrá en marcha una campaña de concienciación ciudadana sobre el mantenimiento de la limpieza en la ciudad, pero en caso de que los dueños de perros no hagan caso de estas recomendaciones y no recojan las heces de sus animales, no descarta aplicar sanciones.

Así lo ha señalado el alcalde Valencia, Joan Ribó, a los medios de comunicación tras mantener un encuentro con la empresa Sociedad de Agricultores de la Vega (SAV), acompañado por la edil responsable del área de Medio Ambiente en el consistorio, Pilar Soriano.

Ribó ha señalado que el objetivo del Ayuntamiento es llevar a cabo campañas “formativas, informativas y disuasorias” sobre la recogida de las heces de los perros para que la gente entienda que “la calle es como la segunda casa y hay que mantenerla más limpia”.

A su juicio, en la ciudad se ha permitido a la gente ensuciar “lo que le diera la gana” porque luego estaba el Ayuntamiento para limpiarlo. Según ha sostenido, no debe de ser así ya que “la ciudad más limpia es aquella que más se limpia y menos se ensucia”, ha insistido Ribó.

Por ello, ha insistido en que lo primero que quiere poner en marcha el Ayuntamiento es una campaña informativa para concienciar a la gente sobre esta cuestión y, en último caso, sancionar a los dueños de los perros que sigan sin recogerlas. “De cada 100 personas que tiene perro son muy pocos los que no recojan sus heces pero dan mal ejemplo y esto provoca una serie de problemas”.

 

Costes de limpieza

Por otro lado, Ribó ha defendido que este año han subido una “parte significativa” de los costes de limpieza pero su intención es “ir mejorando esta situación”, aunque ha admitido que para ello necesitan mayores recursos. “Los presupuestos son los que son y las leyes Montoro son las leyes Montoro que imposibilitan que gastes más de lo que tienes”, ha indicado.

Por ello, ha recordado que se modificará el IBI a los comercios “ya que Valencia era la única gran capital de España que en los comercios y empresas de la ciudad no se les aplicaba el superior al de las tasas”, y se buscarán otros mecanismos como el cobro de las multas de tráfico a la gente que no es de la ciudad.