Moliner nombra vicepresidente a su posible sucesor, Miguel Barrachina

Javier Moliner no optará a la reelección de presidente del PP, de CastellónJavier Moliner no optará a la reelección de presidente del PP, de Castellón

El presidente de la Diputación de Castellón, Javier Moliner, ha nombrado vicepresidente de la Diputación de Castellón a Miguel Barrachina, al que todas las fuentes políticas consideran su sucesor si el actual presidente decidiera finalmente optar a la alcadía de Castellón

Moliner anunció el lunes por la mañana la eliminación de una  de las cuatro vicepresidencias de la institución provincial y reestructurar el equipo de gobierno tras apartar de sus competencias la pasada semana al exvicepresidente Francisco Martínez, tras conocer que la titularidad de los terrenos sobre los que estaba proyectada la depuradora del municipio de Borriol es de una empresa perteneciente a su hijo.

Moliner ha destacado en rueda de prensa: “mi decisión ha sido clara y contundente y, a partir de ahí, las explicaciones que tengan que dar el diputado Martínez o el alcalde de Borriol, algunos ya las han dado y otros las podrán dar ellos mismos”, ha añadido.

Las otras tres vicepresidencias seguirán dirigidas por Miguel Barrachina, Andrés Martínez y Esther Pallardó. Moliner ha señalado que el área de Infraestructuras y Cooperación que llevaba Francisco Martínez será ocupada por Héctor Folgado, mientras que el área de Cultura que abandona Folgado la asumirá José Luis Jarque, al que apoyará José Pons en Imprenta, Documentación, Publicaciones y Arqueología.

 

COMISIÓN DE INVESTIGACIÓN

“La decisión tomada tiene un carácter claramente ejemplarizante y deja bien clara cuál es la actitud que desde esta Presidencia se ha tomado y se va a tomar respecto de las decisiones que, en el ejercicio de la delegación que he transferido a los diputados, ellos hagan en nombre de la institución”, ha añadido Moliner, quien ha señalado que los grupos de la oposición tienen a su disposición todos los expedientes que se han aprobado en la institución para poder consultarlos y ha asegurado “aceptaré cualquier conclusión o demanda que se pudiese plantear”.

Javier Moliner, que ha explicado que la decisión de apartar a Martínez se produce a raíz de una llamada del alcalde de Borriol, Adelino Santamaría, en la que le transmite la situación, ha apuntado respecto al primer edil que “lo único que me preocupa es que tengamos una solución para que la depuradora se pueda ejecutar cuanto antes, y yo asumo mi compromiso de que esta infraestructura no sufrirá ningún retraso y, a partir de ahí, las responsabilidades están totalmente asumidas y decididas”.

El grupo socialista en la Diputación de Castellón ha pedido la dimisión de Francisco Martínez en todos sus cargos públicos y ha instado a Moliner a “exigir ética a todo cargo público sea vicepresidente, alcalde, concejal o diputado”.

El secretario general provincial del PSPV-PSOE y portavoz socialista Francesc Colomer ha insistido en la necesidad de celebrar un pleno “con carácter urgente y extraordinario” que el grupo socialista solicitó la semana pasada al presidente de la Diputación “para que la corporación provincial ponga sobre la mesa todos los asuntos que rodean la figura del todavía diputado provincial y alcalde de Vall d’Alba, Francisco Martínez”.