Detenido un joven por robar 500 teléfonos móviles en Paterna

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Paterna a un hombre de 30 años, como presunto autor de un delito de robo con fuerza, cometido por el método del butrón, en un almacén de la localidad de Paterna ocurrido en el año 2012, en el que se sustrajeron 500 terminales telefónicos de gama alta valorados en 300.000 euros.

   También se han efectuado dos detenciones de dos jóvenes de 28 y 32 años como presuntos autores de un delito de receptación por haber participado en la venta de uno de los terminales telefónicos sustraídos, según ha informado Jefatura en un comunicado.

   A principios del mes de julio, los agentes averiguaron que una persona acababa de adquirir un teléfono móvil a un desconocido a través de un anuncio de una conocida web de artículos de venta de segunda mano, que dudaba de su posible procedencia.

   Los investigadores efectuaron las comprobaciones oportunas y averiguaron que dicho teléfono móvil figuraba como uno de los sustraídos en un almacén de Paterna en el año 2012, en el que personas desconocidas accedieron al mismo efectuando un butrón llevándose 500 teléfono móviles de gama alta valorados en 300.000 euros.

   Los agentes, tras diversas gestiones y a través de varias fotografías que contenía el teléfono, averiguaron que la persona que aparecía en las mismas había trabajado como repartidor en el almacén donde sustrajeron los terminales telefónicos, por lo que tras ser localizado, fue detenido como presunto autor de un delito de robo con fuerza.

   Los policías comprobaron que el móvil robado había sido puesto a la venta en una página web de anuncios de compra-venta de segunda mano por un particular, que facilitó datos falsos al comprador. Al vendedor, este teléfono se lo había entregado un amigo en concepto de pago por una deuda, por lo que tras la identificación de ambos, fueron detenidos como presuntos autores de un delito de receptación.

   Los detenidos, sin antecedentes policiales, fueron puestos en libertad a excepción de uno de ellos que pasó a disposición del Juzgado de Guardia.