El túnel de Germanías cambiará de imagen para los peatones

Finalmente se van a cumplir las exigencias de muchos de los ciudadanos que transitan el paso subterráneo del túnel de Germanías, ya que la Concejalía de Tráfico del Ayuntamiento de Valencia sabrá a concursos la remodelación y adecuación de este pasaje, que es uno de los más transitados por los valencianos. La actuación tendrá una inversión de 500.000 euros y se destinarán al repintado del pasadizo, la colocación de cámara de seguridad y la colocación de una pantalla transparente entre la calzada y la zona de viandantes, entre otras mejoras más.

Según ha apuntado el concejal de Tráfico Alberto Mendoza, los discapacitados y bicis verán mejorado su acceso a este paso, ya que las obras implican la colocación de ascensores que permitan la movilidad de sillas de ruedas, carritos de bebé o las bicicletas. Los ascensores ya fueron contemplados por las obras de mejora del barrio de Ruzafa llevadas a cabo por la Conselleria de Infraestructuras, pero finalmente no los incluyó en el proyecto final.

Sellar las filtraciones de agua, mejorar la limpieza y reconocer la iluminación dará un nuevo aspecto a este paso subterráneo que siempre aparecía lleno de restos de botellón, con olor a orín o inundado los días de lluvia. Tanto un paso, como el otro (ambos lados del túnel tienen vial para peatones) se han mantenido en muy mal estado desde que que abriera en hace casi cincuenta años el túnel de Germanás. Ahora, se pretende recuperar este pasaje tan importante para los viandantes, ya que une las Grandes Vías de Germanías y Ramón y Cajal, sorteando la playa de vías de la Estación del Norte. Los dos pasajes están repletos de pintadas, suciedad y restos de botellón con frecuencia. El edil de Tráfico indicó que se aprovechará para sellar todas las filtraciones de agua en las paredes, que provocan manchas de humedad en el recinto.

La Conselleria de Infraestructuras barajó durante un tiempo colocar ascensores en el paso inferior, como una mejora en el plan de reurbanización de Ruzafa. Finalmente no fue así, por lo que el consistorio ha decidido asumir las obras.

Las primeras obras tienen previsto estar listas en el primer semestre de este año. Con esta actuación se salvará la espera de la construcción de la nueva estación de tren del Parque Central, que continua sin fondos y sin fecha fija para el inicio de las obras.