Alfonso Novo asegura que no habrá “consecuencias políticas inmediatas” por el presunto blanqueo

Novo: “EL ESLOGAN CIUDAD LIBRE DE DESAHUCIOS ES HISTORIA”Novo: “EL ESLOGAN CIUDAD LIBRE DE DESAHUCIOS ES HISTORIA”

El portavoz del grupo municipal popular en el Ayuntamiento de Valencia, Alfonso Novo, ha defendido, tras conocer el sumario sobre el presunto blanqueo de capitales en el grupo, cuyo secreto se levantó este lunes, que no hay pruebas “concluyentes” sobre la comisión del delito y que no existe en el expediente “consistencia para consecuencias políticas inmediatas”.

Así lo ha indicado este martes Alfonso Novo en una rueda de prensa en las dependencias del grupo municipal popular, en la que ha estado acompañado por varios de los ediles investigados en esta pieza separada del conocido como ‘caso Imelsa’.

El portavoz ‘popular’ ha asegurado que los concejales investigados -nueve de los diez del grupo, todos a excepción del independiente Eusebio Monzó- pedirán el sobreseimiento de la causa porque las pruebas “refuerzan su inocencia”. Además, ha negado que él fuera el recaudador de las aportaciones investigadas: “Jamás he recaudado un euro de forma ilícita”. Al respecto, ha añadido que no le consta “para nada” que “hubiera dinero negro en el grupo municipal” ni “una ni cinco cajas B”.

Alfonso Novo, que ha mostrado la “absoluta colaboración para el esclarecimiento de los hechos y para demostrar la inocencia” de los ediles, ha señalado que los indicios que les incriminan “surgen como consecuencia de las grabaciones de una persona -en referencia a la exconcejala de Cultura María José Alcón, también investigada en esta causa- que su teléfono es intervenido un día 14 y al día siguiente aparecen estas grabaciones que, por la forma de expresarse, parece como que se sabía lo que estaba diciendo”.

“Quien implica a todo el grupo popular es quien aparece previamente siendo investigada y que imagino que seguirá siendo investigada como consecuencia de actuaciones que parecen claramente ilícitas”, ha añadido en referencia a la imputación de Alcón en el ‘caso Imelsa’ por presuntas adjudicaciones irregulares de contratos.

Además, ha criticado que “el primero que delinque, el ‘yonqui del dinero'” -en referencia al exgerente de la empresa pública Imelsa de la Diputación de Valencia, Marcos Benavent- “da lecciones de moralidad” y las acusaciones de los testigos que han declarado que sí se produjo el blanqueo “son la palabra de cuatro o cinco personas frente a 49”, que son los investigados en esta pieza.

Sobre las afirmaciones de estos testigos, ha apuntado que los ediles se reservan la posibilidad de emprender acciones legales y ha expresado: “No sé si actúan por resentimiento o por cuestiones laborales”. En este sentido, ha apostillado que “hay gente que hizo la aportación y no ha seguido en el partido”.

También ha destacado que las pruebas testificales “vienen del entorno de Alcón, que fue separada del grupo” y que “el contenido del sumario no tiene consistencia para consecuencias políticas inmediatas”. “Buscan dañar la estabilidad del grupo municipal popular, mayoritario en el Ayuntamiento”, ha dicho.

 

Alfonso Novo: “No se ha perjudicado a los ciudadanos”

El portavoz municipal ha sostenido que “no ha habido enriquecimiento, financiación ilegal, ni mordidas” y “no se ha perjudicado a los ciudadanos”. Asimismo, ha comentado que van a “seguir trabajando como concejales con toda legitimidad” y solicitarán el sobreseimiento de la causa “porque no se acreditan los delitos”.

“El sumario contiene lo que se ha publicado en los últimos dos meses, no hay nada nuevo. No hay ni una sola prueba concluyente, todo son conjeturas y no sabemos a qué interés obedecen”, ha afirmado. Además, ha mostrado su descontento porque esta situación “ha llevado a una condena mediática y social”.

Así, ha instado al alcalde de Valencia, Joan Ribó, a mantener “el sentido común y el respeto a la presunción de inocencia” y a que no participe en “destrozar el trabajo del grupo municipal popular hasta que no haya una sentencia”. Además, ha indicado que se han abierto diligencias por el viaje de Ribó a Galicia, y ha anunciado que los ‘populares’ han sido citados para ratificar la denuncia que presentaron al respecto.

 

Novo asegura que “Barberá también aportó 1.000 euros”

Inquirido por la situación de la exalcaldesa de Valencia Rita Barberá, Alfonso Novo ha señalado que “cada uno sabe perfectamente lo que ha hecho” pero “esto no tiene que llegar a ningún lado”. También ha comentado que la ex primera edil “también aportó 1.000 euros”. “Eso lo sabíamos todos”, ha indicado.

Sin embargo, ha explicado que había un comité de campaña para las pasadas elecciones municipales -en el que Alfonso Novo era el coordinador político y el exvicealcalde Alfonso Grau, el de campaña- en el que se decidió que eran necesarias las aportaciones de 1.000 euros y en cuyas reuniones no participaba la exalcaldesa.

A preguntas de los periodistas, ha apuntado que “puede ser que 1.000 euros fuera la aportación más grande que se ha dado” porque “se necesitaba más”, pero ha puntualizado que “sí se han hecho aportaciones otras veces”.

Sobre los ingresos realizados poco tiempo después de las donaciones al partido, Alfonso Novo ha defendido que “cada uno justifica los ingresos en su cuenta” y en su caso, “es puramente coincidente”. “Puede ser de una conferencia o de que lo tuviera en casa”, ha dicho en ese sentido.

En cuanto a la imputación del PP de Valencia en la causa, su portavoz ha opinado que es “lógico” porque “si se blanqueaba dinero el beneficiario sería el PP” y ha añadido: “Aquí nadie se llevaba dinero al bolsillo”.