Galliani quiere fichar a Rami pero se tomará su tiempo “hasta mayo”

El consejero delegado del Milan, Adriano Galliani, no esconde su deseo de fichar definitivamente a Adil Rami el próximo verano para reforzar la zaga del conjunto ‘rossonero’. Una circunstancia de la que es conocedor el Valencia desde hace semanas y que, ya cuando se firmó su cesión, se consideraba la opción más probable.

El dirigente italiano, eso sí, pretende manejar los tiempos de la negociación con el Valencia para intentar rebajar la opción de compra de más de siete millones de euros que el Valencia incluyó en el contrato de cesión del zaguero francés hasta junio de 2014.

Galliani, en declaraciones a Sportmediaset, dejó clara sus intenciones hace unas horas: “Por Rami y Taraabt vamos a encontrar soluciones, hay tiempo hasta mayo. Las cifras de compra son similares a las que circulan”, confesó el dirigente milanista.

RAMI SE REVALORIZA EN LA DEFENSA MILANISTA

Desde su llegada en noviembre, se esperaba con expectación constatar el rendimiento de Rami en el centro de la defensa del equipo comandado por Clarence Seedorf. Una vez estuvo en disposición de jugar, pasado el 1 de enero, el galo se ha convertido en uno de los jugadores importantes del conjunto entrenado por el ex jugador holandés.

Rami, además, ha demostrado en el Calcio su buena puntería de cara a la portería contraria: el zaguero ya ha anotado dos goles como jugador del AC Milan. La faceta goleadora del central valencianista es una de sus características más llamativas de cara al interés de los ojeadores de otros clubes.

El Milan ya mueve sus hilos para hacerse en propiedad con los servicios de Adil, aunque el Valencia no está dispuesto a rebajar ni un euro la cantidad estipulada en noviembre –superior a siete millones de euros– para su fichaje.

El principal motivo: que la secretaría técnica del club blanquinegro cuenta con el dinero que Rami dejará en caja para, junto a otras ventas -las de Jonas o Guaita son las que más papeletas tienen-, sufragar el costoso fichaje de Nicolás Otamendi, por el que el Valencia deberá desembolsar al Oporto 12 ‘kilos’ y otros tres millones en variables.

Foto: Getty