Incendio de Montán controlado y Puig pide apoyo

Incendio de Montán

El incendio de Montán (Castellón) se ha dado por controlado este sábado tras cuatro días en activo en los que ha quemado 417 hectáreas, según ha informado el Centro de Coordinación de Emergencias de la Generalitat.

El fuego se inició este martes por la tarde en el Pico de la Bellota de Montán y acabó afectando a terreno forestal tanto de este término como de Caudiel, aunque no llegó a la Sierra de Espadán ni se tuvieron que realizar evacuaciones de vecinos.

El incendio se originó al parecer por la caída de un rayo en la zona combinado con las altas temperaturas, y el hecho de que se tratara de una masa forestal muy espesa también contribuyó.

El president de la Generalitat, Ximo Puig, tras visitar el sábado el Centro de Coordinación de Emergencias situado en L’Eliana, ha pedido así el apoyo de la ciudadanía para preservar “los bosques, uno de los grandes tesoros que tenemos”.

Puig ha apelado a que con los incendios los valencianos “nos estamos jugando nuestro patrimonio natural”, por lo que ha pedido a la ciudadanía “su máxima colaboración” para conservarlo en una situación climatológica “muy complicada”.

Al respecto, ha señalado que “uno de los ejes estratégicos de la Generalitat es producir seguridad a los ciudadanos”. Ha indicado que la prioridad del Consell es que los valencianos “que cuando tengan algún problema rápidamente puedan ser atendidos a través de este corazón que está instalado aquí en el Centro de l’Eliana”. Prueba de ello es que durante su intervención ha remarcado que “en este día ya se han recibido más de 3.000 llamadas”.

Puig ha agradecido a los profesionales que atienden las emergencias la labor que realizan y su profesionalidad. “Creo que estamos en buenas manos, hay grandes profesionales, y lo que tenemos que hacer es colaborar entre todos para que este verano no sea tan malo como parece que vaya a ser”, ha señalado.

Asimismo, ha apelado a la responsabilidad ciudadana. “Contra los incendios tiene que haber una acción común de todos los ciudadanos y ciudadanas, empezando por aquello que es fundamental, la prevención y la detección inmediata”.

Finalmente, Puig ha avanzado que cuando acabe la temporada estival desde la Generalitat se llevará a cabo “un análisis de la capacidad de respuesta que hemos tenido introduciendo las mejoras oportunas”. “Es evidente que hay cosas que debemos mejorar en el futuro, pero ahora en estos momentos, con los medios de los que disponemos, tenemos que hacer todo lo que podamos con la mayor intensidad y la mayor profesionalidad”, ha apostillado.