Puig quiere llamar la atención de Rajoy

El secretario general del PSPV, Ximo Puig, se ha mostrado este lunes “abierto” a que se presenten “uno, dos o los candidatos que sean” a las elecciones primarias del PSPV, “cualquier persona que piense que puede aportar algo”.

Puig se manifestó en estos términos en declaraciones a los medios antes de la conferencia ‘La decisión valenciana’, celebrada este lunes en el Club de Encuentro Manuel Broseta, en la que ha marcado las líneas principales de su propuesta ante la situación de la Comunitat Valenciana, cuando fue preguntado por su opinión acerca de la celebración de elecciones primarias y de la propuesta que este lunes lanzó el candidato socialista Toni Gaspar sobre “mirar al futuro”.

El líder de los socialistas ha explicado que este proceso tiene como objetivo participar en la “regeneración democrática”, por lo que ha considerado que es “fundamental” que haya más personas que piensen “en progreso” y “ayuden a ganar las elecciones y a cambiar este país”.

Para el secretario general de los socialistas valencianos, “de esto solo podemos salir juntos, alrededor de un proyecto sólido e integrador en el que no hace falta que estemos todos de acuerdo en todo” y, del mismo modo, ha resaltado que se necesita “un liderazgo inclusivo, responsable, capaz y potente”.

 

La crisis, según Puig

Ximo Puig ha indicado que la crisis actual no es sólo valenciana, pero ha lamentado que en la Comunitat “la crisis ética, económica y social tiene más calado que en el resto de España”. Así, ha denunciado que “si la crisis ha devuelto a España a las cifras de 2003, a la Comunitat la ha situado en la década de los 90”, y ha hecho referencia al paro, al “éxodo” de jóvenes y a la exclusión, entre otros indicadores.

Respecto a las causas de esta realidad, entiende que son un modelo económico “equivocado” donde “la burbuja aplastó a la economía real”; una gestión “sin principios marcada por prioridades irracionales y falsos sueños de grandeza que tanto dinero nos han costado a los valencianos”; y “una continuada discriminación de la Comunitat como consecuencia de nuestra invisibilidad en el conjunto de España”.

“Una injustificable insuficiencia financiera implementada por los sucesivos gobiernos de Madrid. Especialmente los del PP, pero también los del PSOE, que disminuyó pero no eliminó esta desigualdad”, ha manifestado Puig.

 

Corrupción e impunidad “cóctel mortal”

Puig lamento que “mucha gente piensa que ser corrupto no solo sale gratis sino que es buen negocio” y, al respecto, recalcó que “corrupción e impunidad son un cóctel mortal para nuestra democracia”.

Para “reconectar democracia y ciudadanía”, aseguró que si el PSPV gobierna en la Generalitat, “todos los responsables públicos deberán firmar y respetar un código ético de conducta que conocerán todos los ciudadanos” y, asimismo, “deberán rendir cuentas en el parlamento y ante la opinión pública”.

También aboga por “abrir en canal a los partidos políticos para potenciar y garantizar la participación de los ciudadanos”. En esta línea, se ha referido a las primarias abiertas que celebrarán los socialistas valencianos en la que “todos los ciudadanos que lo deseen podrán participar en la elección de nuestro candidato a la Presidencia de la Generalitat”.

 

La Generalitat “una institución zombie”

Por otro lado, Puig explicó su propuesta para “refundar” la Generalitat, ya que ha resaltado que, en la actualidad, es una institución “inviable” y ha advertido de que “sin un cambio en la forma de gestión, será una institución zombie”.

Sobre este asunto, señaló que “se han batido todos los records de pérdidas de las empresas públicas” y, además, se ha producido al cierre de RTVV. Durante su intervención Ximo Puig se ha comprometido a que “si los ciudadanos nos otorgan su confianza” en las próximas elecciones autonómicas, pondrán en marcha “una nueva televisión pública, plural y sostenible económicamente”.

El secretario general del PSPV ha manifestado que “honradez, austeridad, eficacia y sostenibilidad son los principios básicos” de la administración que plantea y que aboga por que sea “fuerte pero sin grasa”.

 

La reforma de la Ley del Aborto “una mirada al pasado”
El secretario general del PSPV, Ximo Puig, también criticó este lunes la posición del presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, sobre la reforma de la Ley del Aborto, y ha considerado que lo que está haciendo es “una mirada al pasado más negro” y “una pérdida de norte”, porque la sociedad valenciana es una sociedad “más abierta que el resto de la sociedad española”.

El líder de los socialistas valencianos subrayó que la opinión del PSPV en este asunto es “bien clara” y es que las mujeres “tienen derecho a decidir”.

Además, recordó que las encuestas señalan que “el 80 por ciento de la población española está en contra de la reforma de Gallardón”, por lo que considera que “no había ninguna necesidad de alterar una ley que estaba funcionando bien”, cuando, de hecho, “estaban produciéndose menos abortos”.

Por último, resaltó que el presidente “ha hecho el ridículo espantoso, porque cuando llegó a la decisión del Consejo Nacional de su partido, finalmente no ganó ni esa posición radical”.