(2-2) Alemania – Ghana: La enésima gesta de Klose amarga la fiesta ghanesa

Disputado partido entre Alemania y Ghana. Con una segunda mitad de ritmo frenético, Ghana pasó por encima de los alemanes, pero la aparición de Miroslav Klose amargó la remontada a los de Appiah.

Joachim Löw decidió no tocar lo que funcionaba. Mismo once que en el encuentro inaugural para enfrentar a un equipo ciertamente diferente. Ghana planteó el partido desde el orden táctico y la libertad en tres cuartos para Atsu, Ayew y Kevin Prince Boateng.

Más de un quebradero le dio al cuadro teutón la asociación Afful-Atsu a su flanco izquierdo. Con Götze y Kroos cubriendo ese perfil junto con el reconvertido Höwedes, las situaciones de dos contra uno se sucedían y las ayudas escaseaban.

A físico pocos pueden competir con Ghana, por lo que la dupla formada por Götze y Özil servía el peligro en el arco ghanés. Müller intentó aprovechar un gran centro del ex madridista para desequilibrar la balanza, pero el disparo se vio repelido por la defensa ghanesa, en la que probablemente fue la ocasión más clara para Die Mannschaft en el primer periodo.

Desde este momento y pese a tener a Kevin Prince desaparecido, el dominio del balón recaló en Ayew y Atsu. Poco a poco, del dominio alemán y las contras ghanesas, los africanos fueron ganando cuota de balón para igualar las tornas. Cabe destacar la gran labor del siempre discutido Muntari cubriendo las subidas de Afful. Un remate lejano del milanista sería lo más destacado de un asedio ghanés que se prolongó hasta el descanso.

Pese a la entrada de Mustafi, el guion del primer acto parecía mantenerse. El partido pedía a gritos a Schürrle, pero un magnífico centro de Müller desde el borde del área que remataría Götze hasta el fondo de la red cambiaba el panorama.

Ghana se vio fuera del Mundial durante tres minutos, lo que tardó André Ayew en aprovechar un centro de Afful para anticiparse a toda la zaga alemana, poner las tablas y seguir con el acoso al arco defendido por Neuer. Lahm sucumbió a la presión ghanesa, cosa que Muntari aprovechó para ceder a Gyan entre líneas antes de que el 3 fusilara al meta del Bayern y encendiera todas las alarmas.

Alemania estaba KO tras el 1-2, sin poder de reacción. Löw optó por meter veteranía en forma de Schweinsteiger y Klose. Tres minutos tardaría el delantero de la Lazio en aprovechar una prolongación de Höwedes a la salida de un córner para poner el empate y, de paso, empatar con Ronaldo Nazário en la pelea por ser máximo goleador de la historia de los Mundiales.

El propio Klose podría haber anotado el ansiado decimosexto tanto con Ghana volcada. Las estrellas negras ya habían olido la sangre y el recital de ocasiones se prolongó hasta el tiempo de descuento, en un partido de ida y vuelta tremendo.

La imagen de Müller y Gyan en el suelo tras un choque en la última jugada del encuentro sería la viva imagen de lo que fue el partido. Pura intensidad, adrenalina y fuerza que acabó con un empate a dos que sabe a poco tanto a alemanes, por la posibilidad de finiquitar el grupo en el día de hoy, como a ghaneses en vista de lo exhibido sobre el verde. El Grupo G se completa mañana con el Estados Unidos – Portugal.

FOTO: @fifaworldcup

Ficha técnica

Alemania. Neuer, J.Boateng (Mustafi 46′), Mertesacker, Hummels, Höwedes, Khedira (Schweinsteiger 70′), Lahm, Kroos, Özil, Müller, Götze (Klose 69′).

Ghana. Dauda, Afful, Boye, Mensah, Asamoah, Muntari, Rabiu (Agyemang-Badu 78′), Atsu (Wakaso 73′), K.Boateng (J.Ayew 52′), A.Ayew, Gyan.

Goles: Götze (min. 51), Klose (min. 71); A.Ayew (min. 54), Gyan (min. 63).

Árbitro: Sandro Ricci (BRA). Amonestó a Muntari (min. 90+4).

Estadio: Estadio Castelao (60.000 espectadores).